martes, noviembre 30, 2010

Restaurante Mumbai Massala

Una de las cosas más desconcertantes que te puede pasar en la vida, es que alguien que no conoces, te deje sin palabras. Últimamente las personas que forman el Blog, pero que han llegado desde fuera están dando el salto y pasando a "primera linea" personas que llegan a través de personas que nos conocen como Ana Bruna o personas que un día, de casualidad llegaron al Blog y han hecho de él su casa, como una más, como pasó con Lorena y Pau, Noelia, Manoli....y es un proceso que me encanta. Internet es algo impersonal, porque lo que yo tengo delante son un teclado y un monitor, cuando escribo pienso en caras, las caras de los que lo leen y me ayuda saber que son personas, conocidas cara a cara como nuestros vecinos de la urba que nos ven casi a diario o personas como Beatriz que nos lee desde Argentina o Pedro desde San Francisco.

Este proceso de "salir del monitor" (tengo que patentar esto) que ha pasado últimamente creo que acaba de llegar a su cúspide con esta cena que te cuento hoy. Maria José llegó hace un año al Blog y se quedó, se acomodó como uno más, sintió empatía por lo que te cuento y le animaba cada día leer el Blog. Durante un año no ha dejado ni un comentario, no me ha enviado ni un email. No he sabido de su existencia hasta que de repente se presentó y además lo hacía porque tenía un regalo para nosotros.

Tras un año con nosotros, de leer y releer el Blog ha querido agradecer el que todos los días escriba y como le he hecho sentir por ello con un regalo muy especial, un cuidadísimo detalle personal que compartiré contigo aquí en el Blog, pero dentro de un tiempo, es un regalo que nos ha venido muy bien a Javi y a mi, en un momento de mucho estres y trabajo como el que estamos viviendo con Tripmania, nos ha recordado que nuestra vida juntos es lo más valioso por lo que merece la pena trabajar. Estoy deseando que veas el regalo, pero dame un par de semanas para hacerlo.

Tras recibir el regalo le dije de conocernos, tenía mucho que agradecerle y mucha curiosidad. Durante el tiempo que otras personas han dejado mensajes casi a diario como Noelia o Manoli las vas conociendo poco a poco, al final cuando hemos estado delante era "viejas amigas" sin sorpresas. Pero en este caso yo si que no sabía nada de ella ni de Felix, su marido. Pero el regalo denota un cariño muy grande y si alguien hace algo especial por uno, es que no son tan desconocidos.


El lugar elegido es obra, de Javi, poca sorpresa porque se trata de un restaurante indio, que ya sabes que son su debilidad. Pensamos en invitarles a cenar en casa, pero quizá podría intimidarles un poco entrar directamente a casa y pensamos que sería más cómodo para ellos si era en la calle y este restaurante es recomendado por las guías como uno de los mejores de Madrid, Restaurante Mumbai Massala  así que lo reservamos y les avisamos. Guía de Restaurantes de Madrid http://www.restaurantesdemadrid.com.es/


La verdad es que fuimos con total normalidad, como quien queda con unos amigos de siempre. No había más curiosidad que ponerles cara, pero no era una situación difícil, lo que sentíamos era tal gratitud que ni nos planteamos encontrarnos a nadie raro, de hecho tal y como llegamos les plantamos un abrazo a cada uno, como quien saluda a viejos amigos y no podía dejar de decirle gracias a Maria José por el regalo.


No voy a darte la lata con eso, sólo te diré que lo podrás ver en el Blog cuando pasen unos días. La cena fue una delicia, aunque tengo que admitir que a la comida fue a lo que menos caso le hicimos. Felix y Maria José encajaron perfectamente con nuestra forma de ser, nos pusimos a hablar sin parar de todo, sobre todo nosotros queríamos saber cosas de ellos, aunque es difícil preguntar cuando lo que tienes delante para ti es un lienzo entero blanco que tienes que llenar con una personalidad y una historia.


Felix y Maria José tienen un hijo de 18 años que se llama Javier, viven bastante cerca de nosotros, en un pueblo de los alrededores y tenemos unas opiniones muy afines, personas con muchas experiencias y cultura con las que da gusto hablar, de las que sientes que puedes sacar cualquier tema, por espinoso que pueda ser, porque no se van a escandalizar ni a juzgarte.


Te voy mezclando fotos del sitio con lo que te voy contando, porque el sitio es una preciosidad, un sitio elegante y tranquilo, muy bien decorado y con un servicio muy bueno, casi tantos camareros como comensales. Hice fotos del sitio para un proyecto que tenemos entre manos, pero el sitio es realmente bonito. Merece la pena.


No se conoce a dos personas en una cena, está claro, pero la primera impresión tiende a ser la acertada. Una cena sin silencios, sin cortes, una cena de la que te pasas horas hablando con la sonrisa en la cara, escuchando con franco interés y te sientes escuchado del mismo modo. Que no es fácil, porque yo no soy al 100% este David que lees, tengo días mejores, días peores, tengo preocupaciones, agobios y manías  que aquí no salen, porque tengo esos mismos días malos y peores, preocupaciones, etc que todos los demás y aburriria a las piedras si contase eso; pero son lo que soy y esa faceta mía te la puedes encontrar perfectamente, soy humano y puedo defraudar.


De hecho seguimos hablado desde primera hora hasta que cerramos el restaurante, pasamos de la infusión de después del cenar, a la segunda infusión, creo que simplemente por tener una escusa para seguir charlando. Nos dieron las dos de la mañana hablando y cortamos cuando el frío hizo que dejásemos de sentirnos las piernas en la calle, que si no yo creo que desayunamos churros....


Le hice a Maria José la pregunta que le he hecho últimamente a todas estas personas que han dejado ese lado del Blog, ¿Cómo llegaste la primera vez? Es algo que me da mucha curiosidad. En su caso fue la entrada: "Tampa, sin X" cuando preparaban un viaje a Florida.


El sitio fue un acierto por lo bien que estuvimos, pero creo que podríamos haber comido de pie en un carro de perritos calientes (Ala! que yanki!) y nos lo habríamos pasado igual de bien. Cada vez tengo más claro que tendríamos que hacer una gran reunión de la gente del Blog, para que todos nos conozcamos, por lo que veo este Blog es un imán de buena gente.





Y bueno, aunque era lo secundario de la reunión, tambien cenamos y muy bien, aunque la verdad es que no le hicimos demasiado caso a la comida india. ¿Raro, verdad? Habíamos reservado ya por Internet el menú y era una degustación de 4 entrantes diferentes de vegetales y queso.

Luego de primero pollo estilo Tandoori y unos rollos de carne que estaban todos buenísimos.


Y de segundo pollo hecho en salsa con arroz basmati, que la verdad es que sobró casi todo, aunque estaba delicioso. Creo que a Felix y Maria José les gustó, pero la verdad es que con todo lo que hablamos no lo preguntamos, bueno, espero que si les gustase, la compañía si que sé que la disfrutaron :-)

Ya tenemos escusa para volver al sitio, a hacerle algo más de caso a la comida.

Esta sólo ha sido la primera de muchas, estoy seguro. Se nota cuando uno siente que encaja con alguien y cuando se siente apreciado. No ha sido vernos para sacarnos la curiosidad de ver como son personas que leen en Blog sin comentar (como lo hacen otras muchas) sino que ha sido descubrir gracias al Blog personas especiales, que si no fuera por el Blog sería difícil conocernos. Cada día tengo más cosas que agradecerle al Blog y estoy más contento de tenerlo :-)

5 comentarios:

  1. Pues a partir de ahora ya solo queda que María José escriba algún comentario de vez en cuando. Ha entrado en esta "familia" por la puerta grande y a mi personalmente me encantaría que escribiera.
    Bienvenida al club!!!!!.
    Estais todos guapísimos en las fotos.
    Besos.

    ResponderEliminar
  2. Bueeeno... valeee...!!! Ya me habéis convencido.
    Es todo un honor pertenecer a "la familia" del blog y un regalo enorme haber conocido a David y Javier. ¿ Qué decir de ellos que no sepáis todos los que de una manera u otra los conocéis ?
    La velada fue ENTRAÑABLE E INOLVIDABLE. Desde el minuto uno ya era cómo si nos conociéramos de toda la vida. ¿ La cena...? No sé realmente qué es lo que comí, estaba bueno, pero no le presté la menor atención y de hecho el camarero nos recordó en dos ocasiones que las salsas estaban para acompañar a los platos y no de decoración en la mesa. Esto os puede dar idea de lo enfrascados que estábamos en la conversación. David, igual hubiera dado que la comida llevara cilantro (no lo hubiera notado).
    Gracias chicos, sois realmente "especiales".
    Gracias a ti también Juana, sois todos geniales
    Besos

    ResponderEliminar
  3. Hola Maria José!

    ¡¡Que bien que hayas escrito!! Lo conseguí!!!!

    Es verdad! No me acordaba que el camarero vino dos veces a decirnos que la comida se comía con salsa!! Jajajajajaj pobre, debía paercerle frustrante que no le hicieramos mucho caso.

    Fue una cena genial, la verdad. Y una suerte que ahora (cara a cara) forméis parte de nuestra vida.

    Un besazo!
    DVD

    ResponderEliminar
  4. Es lo que tiene el blog, provocais cariño en la gente.

    Yo siempre lo digo, si algun dia os veo por cordoba, me acercare a saludaros.

    He vivido algunas experiencias a traves de vosotros, el blog y la manera de expresaros.

    Sois geniales!

    ResponderEliminar
  5. Anónimo5:33 p. m.

    Nooo mi amado David me nombro !!!! a mi !!! a Beatriz de Argentina !! jajaa me muerooo..hacia dias que no entraba,las compras navideñas me tienen de aqui para alla,y hoy por fin me sente a leerlos y vi que me nombraban !! aayyss enloqueci!! a los gritos desperte a mis niñas bah ya son grandes y duermen hasta pasada las dos de la tarde porque se van a bailar jajaa las arrastre hasta el monitor para que lean y me dicen ¿¿y ?? las quiero matar !! jajaa Los quiero chicos !! son mi gran compañia cuando estoy sola..sueño que viajo con ustedes y me divierto un monton ¿¿para cuando todo lo relacionado con navidad ?? armado del arbol y todo eso.. besos mil "Betty de Argentina" jajaa

    ResponderEliminar