martes, enero 31, 2012

Hotel La Belle Maison, Nueva Orleans

EL Hotel que hemos elegido para nuestra estancia en Nueva Orleans es el Hotel La Belle Maison, es un hotel de Wyndham, así que venimos como socios, pero es un hotel que se puede reservar normalmente. Hay dos hoteles de Wyndham, pero elegimos este por que está en pleno centro y nos podemos mover andando por el Barrio Francés y la Calle Canal, el puerto, etc.

Nueva Orleans tiene muchísimos hoteles, pero es también una ciudad muy grande y complicada para moverse por el centro, así que un hotel en el centro era la mejor opción. El hotel tiene aparcacoches, así que te desentiendes por completo. Que hemos llegado y les hemos soltado todas las maletas que traemos y han debido alucinar.

El hotel es una preciosidad, decorado al estilo tradicional y como estamos muy cerca del Mardi Gras, la fiesta grande de Nueva Orleans, está toda la ciudad decorata y el Hotel La Belle Maison también presenta ya la decoración verde, amarilla y morada con máscaras. 




El hotel es un gran edificio al lado de la Calle Canal, lo que sería como la Gran Vïa de Madrid. Estamos en pleno centro, junto a todos los hoteles de lujo, así que creo que hemos hecho una buena elección. Además el edificio es precioso, cuando llegamos nos quedamos alucinados. 


El edificio era una antigua imprenta, que ha sido restaurado conservando la fachada original. Tiene 134 habitaciones y cantidad de servicios, como gimnasio, sauna, piscina, jacuzzi, aparcacoches, etc. 


Esta es la vista que tuvimos nada más llegar esta noche pasada y es precioso, muy señorial. Es un edificio protegido del centro, ya que quieren que los edificios industriales históricos sean preservados, hubo una comisión que estudió la remodelación a hotel para que todo fuese respetado. 


Esta es la recepción del hotel, que ya está decorada con elementos del Mardi Gras. Aunque quedan dos semanas para estas fiestas, la ciudad entera está preparada, decorada y llena de visitantes. Imagino que aunque tiene una fecha concreta, hoy en día será ya toda una temporada de fiestas. 


La recepción es pequeña y muy elegante, el personal del hotel suuuuuuuper majo, muy divertido. 



El hotel conserva todo su esplendor industrial, pero con un encanto muy elegante. 





Todo el centro del hotel es un gran atrio.



El patio del atrio es una zona del hotel para estar de cháchara




O como en casa, como esta señora..

Esta es la piscina, que es pequeñita ,pero vamos, no hemos venido a bañarnos precisamente, aunque esté climatizada, venimos a disfrutar la ciudad. 

Zona de relax en el patio

El jacuzzi

El gimnasio, que es enoooooooorme

Y esta es nuestra suite, la 712

Con una cocina más pequeña que la que hemos tenido en los otros hoteles, pero muy bien equipada. 



Con su zona de estar y su comedor. El sofá se abre y es cama, pero hemos preferido no pasar por eso y tenemos dos habitaciones. 

Esta es la habitación de las chicas, que es igual, solo cambia un poco la distribución. 

Su cama, las toca dormir juntas.

Y la nuestra





El baño está muy bien, aunque no tiene jacuzzi... jjejejee que pronto nos acostumbramos a lo bueno...

Y la primera sorpresa al llegar es que están rodando justo en frente del hotel una serie de televisión y el protagonista es Morgan Freeman, estamos a ver si le vemos...

Y hemos cenado en un hotel cercano el Hilton Nueva Orleans. En el Restaurante Lüke, que nos lo han recomendado en nuestro hotel.

Se trata de un restaurante francés, pero de lo más raro, es una especie de restaurante temático, por que te hacen sentir como que eres un pinche de la cocina que come en ella. Toda la zona de trabajo de los cocineros es visible desde todos sitios por unas enormes cristaleras. La decoración es muy sobria y luego tiene detalles que dan la (falsa) apariencia de dejadez, como que los cubiertos de los dan envueltos en un paño de cocina, que hace de servilleta. 


Hemos pedido Foie, que para eso estamos en Francia, o eso creíamos... porque el pan venía frito, con el aceite, por lo que mataba totalmente el sabor de foie. Yo me pedí vino blanco que me apetecía, total ¡Era francés! Pero vamos, el vino no había visto Francia ni en un atlas, porque no podía ser más malo y el vaso era un vaso todo gordote y bajo, de agua... Me río del concepto sobre Francia que tienen que tener los americanos para hacer esto.


Javi, Pibona y Feli se han pedido el plato típico de mi ciudad, Estrasburgo, las Tartes Flambées, una especie de pizzas finísimas con queso, cebolla y otro ingrediente. Y la verdad es que las que nos han puesto no se parecen a las de verdad de Alsacia, pero bueno, a mi me han gustado, a ellos no, porque llevaban bacon ahumado que les ha parecido demasiado fuerte. 



Yo me he pedido una carne que estaba deliciosa, con salsa de mantequilla. 

Emezamos bien nuestra visita a Nueva Orleans... ¡Comiendo!



6 comentarios:

  1. Que bien ya en,,,, Nueva Orleans" a disfrutar mucho,,,,besitossss

    ResponderEliminar
  2. Lola Ariza5:11 p. m.

    De lo que si estamos todos seguros es que,demayados desde luego no estais.
    Disfrutad mucho de vuestro último destino en este recorrido.
    muchos besos

    ResponderEliminar
  3. Que guay todo, muy buena pinta las pizzas francesas esas ummmmm
    Rodando una serie? lo que no os pase a vosotros... a mi me encanta ese actor!
    Besitos a todos.

    ResponderEliminar
  4. Mari Cruz Melero9:57 p. m.

    Prueba superada, habeis completado con exito vuestro viaje y todos hemos disfrutado leyendo y viendo tus reportajes David 1000 gracias y terminar de disfrutar esta ciudad tan autentica.

    ResponderEliminar
  5. Sonia G1:54 a. m.

    Nueva orleans!!! Qué me dá!! Qué me da un parraque!! qué envidia!!!!!

    ResponderEliminar
  6. Manuela1:27 p. m.

    Xulo, xulo, xuliiissiiimo el hotel!!
    La comida francesa, no se yo, el filete tiene muy buena pinta, pero las pizzas, no se no se!!, pero bueno, hay que probarlo todo para poder opinar!!

    ResponderEliminar