domingo, agosto 11, 2013

Ensalada de Pasta con Espinacas

El otro día preparé este plato que reservo para las ocasiones especiales. Es una receta que pega mucho ahora en verano, es un plato ligero, por que es frío, aunque contundente, que pese a ser una ensalada, no es ligero precisamente. Es la receta de la Ensalada de Pasta con Espinacas. Pero en una versión más fina, un plato para hacer para invitados. Es un plato muy vistoso y está muy bueno. Es laborioso por que se trata de dejar todos los ingredientes a tamaño muy pequeño para que quede una ensalada muy picada, muy cómoda de comer y que resulta muy vistosa. Es más lento que hacer una ensalada normal, así que considéralo como un plato. Un perfecto entrante para una comida. Toma nota que empezamos con la receta y este será el resultado final:


Empezamos por cortar un par de cebollas rojas. La cebolla roja es mucho más suave que la blanca y con un toque un poco más dulce. De todos modos la cebolla blanca normal también vale. La cortas en daditos muy pequeños y la pochamos en la sartén.
Tomates cherry. Los he cortado en cuatro, toda una tarea, pero quedan muy bien en la ensalada. 
Bacon ahumado cortado finito. A mi personalmente me encanta Oscar Mayer, por que da muy buen sabor, pero como es para una ensalada te vale cualquier marca. 
Cuando la cebolla empieza a dorarse añadimos el bacon, como ves todo queda muy picado y lo rehogamos para que se haga. El bacon soltará su grasa que se mezclará con el aceite de freir la cebolla. Esto hace que no haga falta añadir aceite a la ensalada, sino que usamos este aceite tan aromático y sabroso para aliñar. 
La pasta que he utilizado es el orzo, que es una pasta con forma de grano de arroz. La venden en muchos sitios. No sé de donde saqué este paquete que está escrito en árabe, pero fabricado en España. Pero en muchos supermercados hay pasta como esta o con forma de lágrima o similar. La cosa es que sean pequeño. Pues la cocemos sola con un poco de sal. 
Ponemos en una ensaladera grande la pasta cocida, con el sofrito de cebolla y bacon y le añadimos los tomates picados. 
Lo mezclamos todo. Hemos vertido toda la sartén, por lo que ha caído el aceite que le va a dar mucho sabor a toda la mezcla. 
Ahora añadimos las espinacas baby, que picamos. Muy finita, ya sabes. 
Y ya tenemos todos los ingredientes mezclados. Ahora sólo falta el resto del aliño, que es sal y un chorreón de vinagre de Módena, que le da un toque dulce suave que va muy bien con el bacon. 
Y a comer... espero que te guste. 

4 comentarios:

  1. Manuela9:41 a. m.

    Debe de estar buenísima!! Me la apunto como Noelia.

    ResponderEliminar
  2. Anónimo3:48 p. m.

    Ana Urba:

    Está riquísima, doy fe de ello.

    Besos.

    ResponderEliminar
  3. Oohh que rica se ve, pienso hacerla .

    ResponderEliminar