(Accidentado) Viaje a Tokio

Hay momentos de la vida en la que no paras de darte golpes, por suerte de los que no duelen demasiado. Pero este viaje está siendo un tropezón tras otro. Sólo espero que el resto del viaje no se rija por el dicho “Lo que mal empieza, mal acaba” por que no volvemos…. la cosa ha ido creciendo. La primera ha sido una tontería, por que se ha arreglado rápido, pero ya deberíamos habernos dado cuenta de la que nos esperaba. Al imprimir las tarjetas de embarque nos han salido las de los seis para ir de Madrid a Londres, pero luego a Tokio sólo habían salido dos y no sé por que, pero los niños tenían, pero los adultos no. Cuando hemos llegado al aeropuerto y lo hemos comentado, nos las han sacado todas, menos la de Miguel, que por un extrañísimo fallo del sistema, si salía que tenía una reserva, pero con todos sus datos borrados, por suerte, tras ir al mostrador de British Airways se ha arreglado. Y así empieza la cosa….

Y luego vamos con el despiste y por hacer un chiste de rubias… de Eva. Por que al llegar al control de Barajas, hemos dicho que teníamos que sacar los iPad de la maleta con el portatil, por que hay que sacarlos. Pero ella no se ha dado por enterada y cuando ya habíamos pasado todos, la paran a ella y la hacen sacar de la maleta el iPad, por que ella no lo había sacado y volver a hacer la cola para volver a pasar… para matarla. 

Lo bueno, de ahí a la sala VIP un rato a desayunar y esperar al avión. Que tras tanto tiempo esperando el viaje, no me creo que por fin nos vayamos a Japon, mi querido Japon. 
Aquí una foto del interior del avión. Un vuelo tranquilo a Londres, a la espectacular Terminal 5 del aeropuerto de Heathrow, que tuve el dudoso honor de inaugurar hace años y no había vuelto por ella. 
Aunque a estas horas uno se va quedado dormido por los rincones….
Todos todos….
Y vamos a la que me han dado ganas de matar a alguien…. A Eva, claro… que levante la mano el que no sepa que en los aviones no se pueden llevar líquidos, ni cremas, ni cosas de estas…. Pues a ella, no se le ocurre más que pensar. Que si les pierden las maletas, mejor llevar cosas de aseo en la de mano y se hace una bolsa de aseo completa… que han pillado al llegar a Londres. Pero lo peor es que hemos pasado por una exposición de TODO LO QUE NO SE PUEDE LLEVAR y me ha visto sacar una botella de agua que llevaba yo, bebérmela y tirarla… pero ella ha pasado del tema. Hasta que le han pillado la maleta y nos hemos pasado toda la escala del vuelo esperando a que la policia lo inspeccionara todo. Así que nos deben una comida ejejejejejeje
Había hecho chistes de que iba a llamar a esta entrada “Viajando con catetos”, pero como el universo es sabio y lo pone a uno en su lugar, la más gorda del día la he hecho yo. Así que no he puesto ese título a la entrada. Por que no hay que creerse uno nada, por que todos somos humanos y nos equivocamos. 
En Londres cambiamos de avión a un enorme Airbus para ir a Tokio. Aquí intentando hacernos la foto con el avión, que no ha salido, por eso pongo la de arriba. Pero me ha gustado esta foto de abajo y quería ponerla. 
Nos han puesto mini latas de bebidas, que hace tiempo que no las veía en un avión. Que diferencia de servicio entre Iberia y British Airways. Mira que viajamos siempre con Iberia, pero se come mejor y los aviones son más cómodos en la British. 
Impresionantes las vistas de Siberia. El vuelo ha sido casi todo por el extremo norte de Europa. Noruega, Finlandia y sobre todo Siberia.
Por la curvatura de la Tierra es el camino más corto. Lo que me daba yuyu era pasar por encima de Corea del Norte, pero al final no lo hemos sobrevolado. 
Hemos visto todo el hielo del mundo. Kilómetros y kilómetros de hielo eterno y nieve. Precioso. 
Han sido 12 horas de vuelo, pero se ha hecho muy corto, con tanta película y alguna que otra siesta, al final hemos llegado pronto a Tokio. 
Y ahora la cagada ganadora del día. Estaba dormido durante el vuelo cuando me despierta Javi con cara de cabreo y me dice que me he equivocado con la reserva del hotel. Que hice la reserva desde el día 20, pero el realidad, llegamos a Japón el 21. Así que Javi me regaña por que pagamos una noche de hotel de más…. pero yo temía otra cosa. Que al no llegar ayer nos hayan cancelado la reserva y Tokio está completo, reservamos el hotel hace meses, pero estos últimos días hemos mirado y no hay nada, todo completo. Sería imposible conseguir otro hotel en el mismo día. Así que al aterrizar le pedimos a una chica de “Información turística” que llame al hotel y les diga que hemos llegado que vamos para allá. Javi fue con Miguel a pedir el favor y la chica llamó, mientras hablaba vemos que a Javi le cambia la cara y nos dice “Nos han cancelado el hotel y no quedan habitaciones”… y te tengo que dejar, mañana te lo termino de contar, que hay un indigente que me quiere quitar los cartones que me he montado aquí en el parque para dormir esta noche…. 😉

var pageOptions = {
‘pubId’: ‘pub-4605047065466215’,
‘query’: ‘Viajar Japon’,
‘hl’: ‘es’
};

var adblock1 = {
‘container’: ‘adcontainer1’,
‘number’: 6,
‘width’: ‘700px’,
‘fontFamily’: ‘georgia’,
‘colorTitleLink’: ‘#2B80FF’,
‘colorDomainLink’: ‘#806C4E’
};

_googCsa(‘ads’, pageOptions, adblock1);

Experiencias relacionadas

15 Opiniones

  1. Manuela
  2. Anónimo
  3. Carmen
  4. Betty
  5. Conchi
  6. Anónimo
  7. Anónimo

y tu ¿qué opinas?