Cena Mexicana

Cuando Alberto y Vero han vuelto del viaje de su Luna de Miel por México han traído ingredientes para prepararnos una comida auténtica mexicana, una manera de agradecer a todos el viaje tan chulo que tuvimos en Miami, la «Despedida de soltera española» como llama Vero a ese viaje. Lucia y Paco han venido desde Córdoba con Sonia y hemos tenido los 7 una cena como si estuviésemos en el mismo Acapulco. La cocinera ha sido Vero y a mi me ha tocado ser su pinche de cocina, más que nada por meterla en el lío, ya que ella habló de la cena, pero cometió el error de no decir para cuantos era y cuando bajamos a Córdoba la semana pasada le dije a Paco, Lucia, Sonia, Mónica, etc que se vinieran, también a Mamen y Miriam, Cesar y Mari, Alejandro en Madrid y más gente… al final la tuvimos que hacer en nuestra casa para tener más espacio y por no cargarles con más lios que el de hacer la cena. Así que hemos tenido nuestra auténtica cena mexicana e homenaje al viaje y a la boda.
 

Vero ha sido la cocinera, por supuesto, yo he sido su obediente (y paciente) pinche de cocina que he ido haciendo todo lo que ella me enseñaba, también para espiar, por que hemos hecho platos que nos gustan mucho. Aquí nos tienes en plena faena. 
Vero ha traído todos los ingredientes propios de allí y luego hemos comprado las materias primas aquí. Típica de México es la Salsa de Mole, que es una salsa con un toque de chocolate

Y achiote una especia que se utiliza para dar color y sabor a las carnes y hacer una carne muy típica de yucatán que se llama «Cochinita Pibil»

Aquí tenemos a nuestra cocinera preparándose para la tarea.. y tanto que nos hemos preparado, por que para hacer la cena, he ido a recogerla a las 11 de la mañana, para ir a comprar los ingredientes y empezar a preparar los platos, que son bastante elaborados. 
Thor también ha querido ser parte de la cena.. sobre todo de catador de los platos.
Y Javi también ha colaborado… bueno… a su manera… jijijijijij
Una cosa que hemos hecho esta mañana es ir a una fábrica que hay en Madrid de tortillas mexicanas, tortillas auténticas frescas que se venden casi al peso, por que se piden por kilos y luego vienen en paquetes de medio kilo. Nos las han dado calentitas, tanto que nos hemos hecho el desayuno directamente allí con ellas, deliciosas, nada que ver con las Old Del Paso y otras por el estilo. 
Esto es como el pan, se usa para todo, para hacer los rollitos o se cocina con ellas, como hemos hecho hoy. Son muy sanas por que se hacen con maiz y al horno, no van fritas. 
Esta es la cochinita pibil que hemos hecho para hacer los rollitos, que es una salsa con naranja, tomates, cebolla, Avecrem, Achiote, orégano y ajo.
Y este es el resultado final tras cocer y se hace con cerdo (de ahí lo de cochinita) por que en Yucatán fue el primer sitio de américa donde llegó la carne de cerdo. También hay una versión con pollo.
Y este es el resultado final, con las tortillas, riquísimo, Javi es un fan total de este plato.
Y luego hemos hecho el plato que más ha gustado a todos. El Pastel Azteca, que se hace con una salsa con tomate, cebolla, Avecrem y ajo. Se frien las tortillsa en un poco de aceite y luego se pasan por la salsa de tomate. 
Se van poniendo las capas de tortillas fritas con salsa y tras la capa se pone carne de pollo cocido
Se le añade maíz, queso rallado (tipo emmental o cualquier otro que funda) y salsa de nata. 
Y capa tras capa alternando las tortillas con el relleno hasta llegar al borde del molde
Y luego al horno con queso por encima….DELICIOSO!!!!
Y también hemos hecho nuestro propio guacamole, que es bastante fácil, aunque laborioso, porque lo hemos hecho todo a mano, cortando la cebolla y los tomates a tamaños mini. Pero el resultado a merecido la pena, que nos ha salido delicioso.
Y lo hemos acompañado de totopos, que son chips de maiz asado para dipear. 
Y una sorpresa, la bebida, el Clamato, zumo de tomate con almejas… sé que estas con los ojos muy abiertos por la mezcla, suena fatal, pero creeme que está delicioso, si te gusta el zumo de tomate, este es el más rico que vas a probar nunca.
Mucho peor ha sido la Coca-Cola de Vainilla, que sabía como lamer un ambientador de coche
También hemos comprado en la fábrica los tamales frescos, que se hacen con masa de maíz rellena y se sirven envueltos en hoja de la planta del maíz. 
Se pueden rellenar con cualquier cosa, nosotros hemos pedido unos de carne y otros de chile con queso, aunque se podía quitar el chile para no morir..
Y nos hemos acordado muchísimo del viaje tan divertido que hemos tenido y que tan bien nos ha venido a todos. Un viaje divertido con una celebración la mar de deliciosa. 
Y con un final dulce, aunque no muy mexicano…
Sorpresa de Vero (me echó de la cocina para que no viera lo que era) una deliciosa tarta de Red Velvet … da gusto hacer un viaje para que termine de esta manera tan divertida…
Me lo he pasado genial de pinche para esta cena, aunque ha sido agotador, nos hemos pasado todo el día con los platos, pero nos lo hemos pasado muy bien y ha sido un gusto cocina para Lucia, Paco, Alberto, Sonia y Javi. Tenemos que repetirlo.

¿Te ha gustado la entrada? ¡Vota!

Experiencias relacionadas

14 Opiniones

  1. Lola Ariza
  2. Manuela
  3. Betty
  4. Sonia G
  5. Anónimo
  6. Anónimo
  7. Anónimo

y tu ¿qué opinas?