Comidas a Bordo

Victoria quería saber qué comemos en el barco y ya lo cuento para todos, sólo espero que no leas esto con hambre por que lo vas a pasar muy mal. En el barco se come de maravilla y podrías estar comiendo desde que te levantas hasta que te acuestas, siempre hay buffets o restaurantes abiertos, como en casi todos los barcos, no tenemos que pagar nada por la comida, sólo por las bebidas (son moderadamente caras, unos 2$ el agua y los refrescos, 2’5$ los zumos… las botellas de vino no bajan de los 100$); en este barco, que no lo había visto yo antes si hay un restaurante de pago, hay una “cena alternativa” por si un día no quieres cenar con tus compañeros de mesa o quieres algo más íntimo, hay un restaurante-grill que es muy lujoso y elegante. En ese cenaremos el sábado, nos dijo Carlos ayer de organizar una cena y le dijimos que contase con nosotros, ya te contaré que tal.

Los desayunos son buffet, son muy completos, para todos los gustos y dietas, mucha fruta pelada y cortada, distintos tipos de bollos y panes, muchíiiiiiisimos dulces, ensaladas, buffet de cereales, distintos tipos de salchichas  huevos de distintas maneras y una cocina donde te hacen tortillas a tu gusto, con los ingredientes que quieras. También lo típico, distintos tipos de quesos, embutidos, salmón ahumado, vegetales crudos (la gente se los come mojándolos en salsa). Muchas clases de zumos distintos y toda la clase de infusiones que se te ocurran, cafés…bla bla bla El rollo de los buffet es que el primero y segundo día vas probando, cuando llega el tercero comes siempre lo mismo y aquí ya nos ha pasado eso. El día que tengo hambre un bagle con queso, cebolla roja, salmón ahumado y queso Filadelfia con zumo de naranja, Javi toma dos tostadas de pan blanco con mantequilla, su bol de Krispies con leche con cacao y té verde. Luego solemos irnos a la sala de Internet y allí nos tomamos café expreso, que es el único sitio que lo tienen.

Después del desayuno empieza un buffet para almorzar, ese es el que tomamos cuando llegamos tarde al desayuno (empieza a las 6 y termina a las 10), fruta, dulces, cosas para picar… también en la piscina hay todo el día un sitio donde hacen hamburguesas y perritos calientes y una isleta con nachos, burritos, patatas, salsas y guarreteo de ese estilo. Las hamburguesas son muy buenas, Javi a veces come eso en vez del buffet de medio día.

A medio día lo que te digo, más buffet, platos muy variados, mucha fruta cortada y también entera, ahora lo han llenado de frutas tropicales, todos los ingredientes para hacerte ensaladas y otras ya preparadas, un rincón de comida indonesia, donde tooooooooooooooooodos los días me pillo un plato de arroz, aquí lo hacen de maravilla, otro rincón de comida italiana donde toooooooooooodos los días nos pedimos sendos platos de pasta, hay otra zona de sopas, esto hay que destacarlo, los que las hagan son los mejores soperos que he probado, aquí lo de las sopas es una ciencia  les salen como no he comido otras, me suelo comer sopas hasta a medio día, el otro día hicieron una de langosta que era todo colas casi no había crema. Hay una sección de carnes con carnes asadas, a la parrilla y con salsas; también pescados de distintas maneras (esa sección la ignoramos) y la favorita de Javi, donde hacen los burritos y bocadillos, son buenísimos. Pero como en los desayunos al final todos los días comemos lo mismo, arroz y pasta, pasta y bocadillo 😛 El Buffet de postres es tan grande como todo el de comidas junto, pero ni nos acercamos (por si acaso).

Por las tardes hay otro buffet variado y en la piscina suelen poner fondues de fruta y chocolate, no la hemos probado nunca, pero si que tienen muy buena pinta. No podemos estar todo el día comiendo … aunque todas las tardes vamos al cine y robamos dos paquetes de palomitas cada uno y nos vamos al camarote a ver alguna peli que solemos alquilar.

Por la noche es el rollo de gala, que tantos problemas nos trae, es cena de 4 platos, más postre. Comida muy buena, muy variada y cambia cada día, de esto no sé que más decirte, se adapta mucho a los puertos en que recalemos, está muy bien preparada y muy bien presentada, son platos muy buenos, nada de “rancho” y va desde langosta a pasta. Los platos siempre son un entrante, algo pequeño caliente (pastel de carne, verduras a la plancha, pollo…), una crema o sopa, una ensalada (esta si suele ser sencillita) y un plato principal, este es el más elaborado, tienes 6 o 7 a elegir, de todo tipo, Javi por el pescado no está teniendo problemas, quizá en los entrantes que suelen tener varios mariscos siempre. Y luego una carta de postres, aunque nosotros siempre comemos helados o sorbetes, tienen muchos dulces; curiosidad, no tienen fruta como postre en la cena, la fruta está en los entrantes.

Javi dice: El otro dia no tenia entrante que tomar, eran pescados, y uno que no sabían muy bien que era… solo entendía en la explicación la palabra “Brie” pero bueno, me aventure y lo pedí… gane a todos, era una porción de queso brie al horno y luego metida en una especie de empanadilla pero muy muy fina, y hecho como un paquete, eso estaba frito, aunque no lo parecía  no quedaba ni una gota de grasa, y adornado con una salsa reducida de canela… BUENISIMO !!!!!!!!! ni me molestare en intentar hacer lo mismo porque se que no me va a salir y me enfadare… pero que rico estaba, como lo vea otro día va a caer…

Así que ya ves que hambre no estamos pasando y si no vuelvo como el muñeco de Michelin es por el gimnasio, por que aquí es comer y no parar. ¿Te ha entrado hambre?

Experiencias relacionadas

y tu ¿qué opinas?