La Bola Mágica

Tú sabes que no uso el Blog para vender, pero en este caso me siento “obligado“, es que hemos comprado algo que nos ha gustado mucho y que todo lo que tiene son ventajas y quiero compartirlo contigo, así que hoy toda “Teletienda Blog“. Es posible que hayas oido hablar de ella, yo ya había oido hablar antes, pero es lo típico, que no te crees que realmente algo así funcione, por que parece demasiado bueno para ser cierto. Así que cuando nos lo comentaron, lo primero fue decir “vamos a probarlo” y prometí que si realmente funcionaba lo contaría en el Blog, como soy hombre de palabra, cumplo.

Te hablo de la Ökoball, se trata de una bola que se mete en la lavadora y no necesitas añadirle ya detergente ni suavizante a la ropa para lavarla, así de sencillo y así de complicado. Por que ahorra un dineral y además el agua que sale de la lavadora no lleva restos de jabón, por lo que es un gran beneficio para el medio amiente. Además de que no deja en ropa ninún tipo de resto de jabón o químicos de los limpiadores y es menos agresivo con el tejido. Funciona por medio de alguna reacción de tipo químico o electrolítico, por que lo que si tienes que añadir a la lavadora, en lugar del jabón una cucharada de sal común (la de la cocina) y una vez por semana poner al bola al sol un rato para que se recargue, sólo con eso la bola dura unos 1500 lavados. Yo no soy muy de hacer números, pero lo que cuesta el jabón y suavizante de 1500 lavados es un buen dinero.

La bola se puede compar por Internet y cuesta 40€ más gatos de envío, pero nosotros se la hemos comprado a Victoria, que las tiene en una promoción especial del Círculo de Lectores a 26€ así que más barato todavía. Por aquello de que todo quede en casa, yo te pediría que se la pidas a ella, puedes hacerlo escibiéndome a [email protected] o déjame un mensaje en los comentarios del Blog y la ayudaré a entregártela o enviártela.

La bola no deja ningún olor en la ropa, por lo que sale sin aroma, así que si quieres que huela puede añadirle un poco de suavizante, pero necesita mucho menos que un lavado normal con jabón. También se puede meter en el lavavajillas y lava los platos, aunque eso no lo hemos probado todavía. También se puede dejar en el frigorífico para que absorba olores. Para lo que no sirve es para la secadora.

Por su reacción electrolítica esteriliza toda la ropa y además elimina la cal y el cloro del agua. Esta rellena de bolitas de cerámica e imanes que son los que hacen que haga todo esto, sin químicos y al final de su vida útil además el plástico del que está hecha se recicla. Si la ropa está muy sucia se puede añadir jabón, pero no más de un 20% del que echarías normalmente, no hace falta y si que hay que separar la ropa blanca de la de color.

¿Soy un buen vendedor? Je je je je no sé como se me dará. Sólo espero que te haya gustado, pero desde que probamos la bola la sensación es ¿Cómo es que algo que funciona y es así de beneficioso no lo usa todo el mundo? Imagino que nos cuesta cambiar de hábitos, pero nosotros nos hemos adaptado rápido y Javi se trae la bola a la oficina ya cuando tiene que poner aquí a lavar algo, señal de que ya no quiere volver a lo de antes. He mirado lo que costaría el jabón para los mismos lavados y usando el precio del jabón más barato del Mercadona te ahorras 150€ mínimo, súmale el suavizante y ves si merece la pena.

Te aconsejo que la pruebes, creo que merece la pena hacer el experimento por los beneficios que reporta para tu bolsillo y para el medio ambiente.

Experiencias relacionadas

6 Opiniones

  1. Anónimo
  2. Anónimo
  3. Javi
  4. Yo también soy anónima y no me llamo Sonia G

y tu ¿qué opinas?