Restaurante Columbia, Ybor City

El Restaurante más antiguo de Florida es un restaurante español, es el Restaurante Columbia. está en  Ybor City cerca de Tampa. Entre sus muchos honores es uno de los restaurantes más grandes del mundo, por que tiene 15 salas y capacidad para 1700 comensales. Se fundó en 1905 por españoles y sirve cocina española y cubana. Además ha sido elegido como uno de los 50 restaurantes más icónicos de Estados Unidos.

Además tiene una gran carta de vinos, sobre todo de vinos españoles con 750 referencias que le ha valido un galardón como una de las mejores cartas de vinos. Tiene hasta varias ediciones de botellas exclusivas. 

Tiene habituales actuaciones de flamenco que atraen a muchos visitantes. Además tiene otra cosa muy bonita y es que dona el 5% de todas las consumiciones, por lo que colabora con muchas causas humanitarias. Otra cosa curiosa es que el día que celebran su inauguración lo llaman el “Día 1905” y los platos vuelven a tener el precio que tenían cuando abrió el restaurante, como el café a 5 centavos. 

El sitio es espectacular por fuera, con una pinta muy española, aunque está en una zona que no es demasiado bonita, pero el sitio si es muy chulo. 

Todo el exterior está decorado con azulejo sevillano, que es muy llamativo encontrarse algo así aquí. 

Decorado con escenas del Quijote.

El restarante tiene una tienda de puros anexa, porque el sitio se fundó en torno a una fábrica de puros que se trajo el fabricante español que tenía en Cayo Hueso. El fundó la ciudad y convirtió esta zona en el centro de la industria del tabaco de Florida.


Y es famosa la sangría del restaurante, aunque en la tiendan la venden para hacerla en polvo, que no promete demasiado. Lo chulo son las jarras de cerámica. En el restaurante te la preparan en la mesa.

Y tiene en el exterior una tienda de productos españoles. 

Y la tienda de puros.

Y así es por dentro, que como ya te he dicho son un montón de salas. Esta es la sala de la entrada, donde está la barra. El sitio estaba lleno hasta la bandera, con gente comiendo en la propia barra. Aunque tengo que decir que la comida no nos llamaba demasiado, quizá por ser española pero verse raro, la “paella” era poco valenciana, créeme. Y podrá tener el sitio mucho nombre pero una paella valenciana de Florida, no es como la valenciana.

Aquí Feli leyendo su periódico.

Y nos hemos quedado a tomar una copa, ya que la comida no nos llamaba por lo menos tener nuestra pequeña ración de historia en el Restaurante Columbia.

Otro de los grandes salones

La bodega

La antigua caja registradora

Otro salón muy chulo

Y brindamos por el viaje, porque nos lo estamos pasando de maravilla, que nos estamos riendo muchísimo y  viendo y haciendo cosas geniales. Viajar es lo mejor que hay, está claro. 

Y Feli enseñándonos las máquinas expendedoras de periódicos tan típicas americanas. 

Experiencias relacionadas

6 Opiniones

  1. Lola Ariza

y tu ¿qué opinas?