SeaQuarium de Miami

Después de nuestras aventuras «humorísticas», sigo contándote cosas de lo que estamos viendo por Miami, que sigamos haciendo del Blog una buena guía de viajes. Hay partes de Miami que no conocemos, una de la ellas es Cayo Vizcaino (Key Biscayne), uno de los sitios más famosos de Miami. Está al sur de Miami Beach, es otra isla conectada por tierra por medio de un puente y tiene varias zonas de recreo, playas que no cubren y las familias se van allí a pasar el día y atracciones de todo tipo, como un gran centro de tenis de la PGA. Todavía no habíamos ido por esa parte, así que ya tocaba, el motivo, visitar el SeaQuarium de Miami, como ya sabes a nosotros nos encanta la vida acuática y en casi todas las ciudades que visitamos solemos ir al acuario que haya.

Era una vergüenza que todavía no conociésemos el de Miami que además tiene fama por el tema de los delfines, que son su especialidad. Así que allí que nos plantamos, sólo el recorrido por Key Biscayne ya merece la pena, es un puente gigante que une con tierra y que es super alto, dándote una vista de Miami perfecto y marujeando un rato, que yo lo hago poco, una vista estupenda de la casa de Rociito (que era de su madre Rocio Jurado y ella la heredó).

Esta es la mascota de los Miami Dolphins, uno de los principales equipos de Rugby de Miami, juntos con los Huracanes… no se rompen mucho con los nombres.

Y para los amantes de los delfines, te propongo algunas cosas chulas como un  Salvapantallas de Delfines 3D (click aquí)  Postales de Delfines (click aquí)  Wallpapers de Delfines (click aquí)  Salvapantallas de Delfines (click aquí)  Fondo de Pantalla de un Delfin para iPhone (click aquí) y  Juego Espectáculo del Delfin (click aquí). Espero que te gusten estas propuestas. 

Lo primero que tengo que decir del SeaQuarium es que es caro, no me ha parecido que el precio sea el adecuado de algo dedicado a educar, no sé si es una empresa privada la que lo tiene, entonces no digo nada, pero son 35$ la entrada y si es un organismo público es caro. Se organiza en sectores por tipos de animales, aves, delfines, orcas, focas y leones marinos, cocodrilos, etc. No es muy grande, la verdad es que si vas sólo a ver los animales en dos horas te lo has ventilado, lo que tiene es que tiene muchos espectáculos, es el centro de este tipo que más espectáculos tiene, sustituyen el sólo ver los animales como los acuarios normales, por tener muchos y diferentes espectáculos con cada tipo de animal… muy americano.

Este delfín nos dejó locos, estaba en su piscina tranquilamente, nosotros estabamos mirándolo a través de los cristales que estaban casi en el fondo, él nos había visto cuando empezó a moverse, como bailando y cuando nos dimos cuenta había hecho eso que ves delante del morro, un anillo hecho con pompitas de aire… alucinante, nunca había visto a un delfín hacer una cosa igual.

Los caballitos de mar son uno de mis animales favoritos, tiernos, tranquilos, tan bonitos que ni siquiera parecen ser un animal de verdad… siempre es de lo que más miro cuando estoy en un acuario, estos y las medusas… me hipnotizan.

Esta lagartillo no formaba parte de la exposición, sino que era un animal «salvaje» que se había colado en el jardín del parque, pero me encantó el color.

Lo que si había eran muchas iguanas, sospecho que tampoco formaban parte de la exhibición, sino que estaban allí porque encontraban comida. Las iguanas en Miami se encuentran en los parques como si fueran palomas, pero para mi, me parecen un animal de lo más exótico, con esa pinta de dinosaurio.

Recomendaciones para viajar a Miami, te sugiero a la llegada: Alquilar coche en Aeropuerto de Miami (alquilerdecochesmania.com) o alquilar coche en Miami (Buscar) o alquilar coche en Miami Beach (Buscar), depende de donde vayas y puedes buscar en varias decenas de oficinas por toda la ciudad. Para llegar Vuelos baratos a Miami : flightsmania.com y para alojarse: Hoteles baratos en Miami (– y lo pagas al llegar al hotel). Guía de MiamiMiamisecreto.com.


Y las focas o leones marinos, que nunca he tenido muy claro como diferenciarlos me encantan, me parecen «perros de mar». Un animal docil y con cara de perrito.

Una foto difícil de hacer, a una libélula posada sobre un capullo de nenufar. Valiente el animalito por que estaba en el estanque de las tortugas que seguían a la libélula con cara de hambre.

¡Que animal más bonito! Y otro que se ve en Miami como si fueran palomas por las calles, algo que me sigue llamando mucho la atención.

Y los flamencos rosas, que todos los que veíamos la mítica «Corrupción en Miami» pensábamos que la ciudad debía estar llena por que los sacaban en el inicio de la serie, pero la verdad es que se ven más bien pocos. Imagino que ya lo sabrás, pero ya sabes que me encanta dar datos de las cosas, el color rosado de los flamencos se debe única y exclusivamente a la dieta, los flamencos se alimentan de un tipo de gamba diminuta que les da ese color, los que no se alimentan de ella son totalmente blancos y son la misma especie.



Nosotros vimos todo el SeaQuarium, centrándonos más en ver los animales y pase a que hay espectáculos a lo largo de todo el día, sólo fuimos a uno, al de la Orca y los delfines.

Los 3 delfines eran una pasada, he visto dos o tres espectáculos de delfines hasta ahora y estos sobre todo no es que interactuaran mucho con las entrenadoras, tres chicas por cierto, sino que hacían cosas muy espectaculares los tres solos. Saltos a una altura que no era capaz ni de seguirlos con la cámara para hacer las fotos.

La orca si era la que en sus «actuaciones» solía interactuar más con las cuidadoras. A mi los animales no me suelen dar miedo, pero eso de meterte en el agua con una orca, por muchas monadas que haga… mmm yo que quieres que te diga, se me ocurren otras estupideces. Así que con esto lo que te reconozco es que ¡Ole los ovarios de la ciudadora! Que trataba a la orca como si fuera un gatito, todo el rato en el agua dándole besos.

Momento para morirnos de risa… avisaron por megafonía que las 6 primeras filas del teatro podrían mojarse, imagina cuando saltaba la ballena, el agua que echaba fuera del tanque y hasta donde llegaba. Pero los niños son niños y a veces cuando los delfines saltaban algunos niños se pegaban al tanque para ver mejor como entraban a través del cristal. En un momento que saltó la ballena varios se acercaron, pero se dieron cuenta la mayoría y salieron corriendo, dejando a este pobre solo, cuando la ballena calló lanzo agua como no te imaginas y toda la fue a parar sobre él. En un principio todo el tratro dimos un grito, el agua podría estrellar al niño contra el suelo, por suerte se mantuvo de pié y terminamos todos a carcajada limpia… menos el niño, como suele pasar en estos casos, je je je je





Mira que hay que tener valor para hacer algo como esto, como el que monta un caballo subírsele al morro a una orca. El espectáculo fue muy bueno, muy entretenido y otra vez que volvamos tenemos que ver más, pero la verdad es que hacia calor y el SeaQuarium no está muy preparado para el calor, parece mentira que un sitio en Miami para peces esté tan poco acondicionado….



Y como todos los días, mis favoritas de hoy, que no sé cual me gusta más ¿Y a ti?:


¿Te ha gustado la entrada? ¡Vota!

Experiencias relacionadas

7 Opiniones

  1. Anita
  2. Anónimo

y tu ¿qué opinas?