Si. Hemos caído…

Si hay alguien en este mundo que nunca debería ir a una presentación de ventas es Javi, y con él tampoco deberían dejarme entrar a mi, hemos caído  a nadie le ha sorprendido cuando he llamado a mi madre y Mari, las dos se lo esperaban, por prudencia decían que no habían querido decir nada en elBlog, pero no les ha sorprendido que hayamos caído.

Así que desde hoy somos propietarios de un trocito (muy chiquitito) de terreno dentro de Disneyworld. La historia es que cuando Disney empezó a comprar en secreto terrenos pantanosos en Florida una persona sospechó de que llegasen tantos compradores por un terreno que no valía nada y compró una parcela grande en medio de los terrenos que ya estaban vendidos. Cuando se supo que era de la Disney ese terreno se revalorizó muchísimo y ese hombre se quedó con su terreno dentro de Disneyworld, hace unos año se lo vendió a un conglomerado de cadenas hoteleras por una fortuna y esas cadenas se han hecho sus hoteles dentro de los terrenos de Disneyworld. La cadena que más terreno tiene es Wyndham, en España es poco conocida, pero es una de las grandes, con 6500 hoteles en USA (entre ellos nuestros queridos Super8 para los viajes en carretera). 

La historia es que esta Wyndham ha creado un sistema de Propietarios de vacaciones, como un Club de Viajes, por el que tienes derecho a unas vacaciones al año durante el resto de tu vida. Dicho así suena a otros muchos temas de estos que hay, pero este es super bueno, por eso al final nos hemos apuntado. Lo primero es que eres propietario de algo, no compras el ser miembro, sino que tenemos ante notario las escrituras de un trocito del hotel Bonnet Creek en Disneyworld. Un trocito que equivale al 0’0002% del hotel, no creas que nos ha tocado la lotería, pero es nuestro, ante notario y podemos venderlo cuando queramos, tener eso nos da derecho a una serie de puntos que podemos canjear, que es lo que nos ha gustado al final, por estancias en unos resorts que tiene Wyndham por USA, Canada, Caribe y Australia propios, son 140 hoteles para que pases en ellos entre una y tres semanas al año. Luego esos puntos los puedes usar en los otros 6500 hoteles Wyndham de USA y además tiene acuerdos con las principales cadenas hoteleras del mundo, en España con Melia entre otras. Es super flexible  si quieres lo usas, sino te los guardas para otro año, si te faltan puntos los puedes comprar a un precio bajísimo y aunque sólo sea con este sistema hemos estado calculando que un hotel te cuesta un 30% nada más de lo que cuesta reservarlo directo. El sistema es genial, nos han enseñado las habitaciones, porque yo te hablo de hoteles, pero sus propiedades para la gente del Club son apartamentos con cocina propia, jacuzzi y todos los servicios de un hotel de 5*, pero no es un hotel. Nos han dado los catálogos de hoteles por el mundo, que Javi se los está leyendo ya y ya estamos viendo donde queremos ir, por suerte, esto es ya para toda la vida, que unas semanas al año tenemos el hotel ya, donde queramos cuando queramos y como, por suerte, tenemos mucha flexibilidad en fechas podemos estirar muchísimo los puntos viajando en temporada baja (para ellos que no coinciden con la nuestra) por casi nada de puntos, porque paga dinero ya no tienes que pagar nada… ¡¡Lo que nos faltaba a nosotros!!

Javi celebrándolo en la puerta del hotel.

Y yo idem…

Contándoselo a mi madre…

Contándoselo a mi hermano y Mari con un amigo….
y digo yo ¿Para que tengo un blog su luego llamo por teléfono para contar las cosas?

Y no olvido que seguimos dentro de Disney.

Lo mejor ha sido que Victoria y Bartolo, antes de llegar y saber lo que era nos iban diciendo que fuera lo que fuera no lo comprásemos, que no hiciéramos caso, que ellos se iban a encargar de no dejarnos comprarlo…. pero tenías que ver sus caras cuando nos han enseñado el complejo y hemos visto las habitaciones, que son una pasada, mejor que algunas suites de hotel que conozco. Así que al final ellos dos estaban encantados con que nos hayamos apuntado (también es verdad que no es nada caro, no ha sido ningún desembolso) y ya estaban pensando donde quieren que les llevemos. Cuando llegamos el vendedor nos dijo que no iba a presionarnos, nos lo enseñaba todo y era nuestra decisión, en todo el tiempo en ningún momento ha intentado hacer nada por vendernos la moto, todo super explicado, con datos, documentos… yo que soy muy desconfiado me he pasado todo el tiempo buscando un punto débil al asunto, pero nada, a todas mis dudas tenían una solución estupenda, así que al final somos «Propietarios» hemos firmado esta mañana mismo ante la notaria (majísima, por cierto) y ya podemos empezar a pensar en que lugares queremos conocer.

Y la cara de felicidad de Javi no tiene precio ¡¡Y que guapo estaba hoy con la emoción!!
El resto del día, Javi de los nervios, estaba tan contento que no habíamos ni salido de la firma cuando me estaba dando el móvil para que llamase a mi madre para contárselo, que como él no se lo podía contar a la suya, que lo había vivido todo, quería que yo se lo contase a la mía a ver que me decía. Que por cierto, lejos de regañarme, nos ha felicitado por la compra. En fin, estamos muy contentos y a Javi no se le ha quitado la sonrisa de la cara, yo imagino que he estado igual, pero si te soy sincero, es demasiado bueno, le estoy buscando las vueltas todavía…

Y por lo demás, día Disney, eso si, el día que más gente he visto en un parque, miles de personas, hasta la bandera, lo curioso es que no había apenas colas, nos hemos montado en casi todo sin esperar, la gente estaba muy repartida y las atracciones funcionando al máximo para que fuesen más rápidas  esta gente desde luego se las sabe todas. Bartolo, Carlos y Victoria lo han disfrutado, han montado en todo y hemos visto dos cabalgatas, que siempre son de lo mejor que ofrecen los parques.

Ha sido un día «raro», muy emocionante, inesperado y que no se me olvidará nunca.

¿Te ha gustado la entrada? ¡Vota!

Experiencias relacionadas

11 Opiniones

  1. Anónimo
  2. Anita
  3. marymarisol
  4. Anónimo
  5. Anónimo
  6. Antonio
  7. conchi
  8. Sonia G

y tu ¿qué opinas?